jueves, 1 de marzo de 2012

EL RECUERDO Y LEGADO DE MONSEÑOR ROMERO


¿QUE DECÍA EN RELACIÓN AL TIEMPO DE ELECCIONES?

Hoy al entrar en el mes de marzo y al estar a once días de las elecciones de alcaldes y diputados, traemos a la memoria a Monseñor Oscar Arnulfo Romero, para conocer sus reflexiones e iluminación, enfocándolas a este tiempo electoral 2012. Bien es cierto que ubicamos las reflexiones de Monseñor, encarnadas en "su"  tiempo concreto de la historia de nuestro país, aunque los principios doctrinales, basados en su experiencia autentica de pastor, siguen inmutables y son directrices para este siglo XXI en El Salvador, en concreto, en lo referente al periodo electorero. 

Cómo está el país antes de estas elecciones?¿Hacia dónde debemos cambiar? ¿Qué debemos hacer los cristianos en las iglesias? Estas palabras de Monseñor Romero siguen iluminando hasta el día de hoy.


"Nuestro mundo en El Salvador no es algo abstracto. Es el mundo en que, la gran mayoría, está compuesto de gente pobre y de hombres y mujeres reprimidos. Y es el mismo mundo de los pobres que nos provee con la clave para comprender nuestra fe cristiana. El pobre nos dice lo que realmente es el mundo, y lo que la misión de la Iglesia debería ser".

"El llanto de libertad de muestro pueblo es un llanto que alcanza a Dios y nada ni nadie lo puede detener. El gran líder de nuestra liberación es el Ungido, el Señor, que viene a dar la buenas nuevas a los pobres, a dar libertad a los cautivos, a denunciar las noticias de los desaparecidos, a traer gozo a muchos hogares en luto para que una nueva sociedad aparezca en el año sabático de Israel. Cristo ha venido precisamente a anunciar la nueva sociedad, las buenas nuevas, los nuevos tiempos".

"Cuando hablamos de injusticia aquí en la tierra y la denunciamos, creen los políticos que jugamos a la política. Es en nombre de la justicia del Reino y en el Nombre de Dios que denunciamos las injusticias".

"Si denuncio y condeno la injusticia es porque es mi obligación como pastor de un pueblo oprimido y humillado. El Evangelio me impulsa a hacerlo, y en su nombre estoy dispuesto a ir a los tribunales, a la cárcel y a la muerte".

"Mi lugar como pastor me obliga a estar en solidaridad con aquellos que sufren, y de hacer todo el esfuerzo en el nombre de la dignidad humana".

"No midamos la Iglesia por el número de miembros o por sus edificios. Muchos de estos han sido robados de la Iglesia y convertidos en bibliotecas, cuarteles y mercados. No importa. Las paredes pasan a la historia. Lo que importa son ustedes, la gente, y sus corazones".

"Los pobres le han enseñado a la Iglesia el camino verdadero. Una Iglesia que no se une a los pobres para hablar en contra de las injusticias que se cometen contra ellos no es la verdadera Iglesia de Jesucristo".


Aplicación por Monseñor Rosa Chávez.
Obispo Auxiliar de San Salvador, El Salvador

"Carta a las Iglesias" (UCA).
AÑO XXIII, No. 514 1-28 de febrero


¿Cómo darle credibilidad al proceso electoral? ¿Cómo tener fe de que vale la pena ir a votar? Son dos preguntas básicas. Y de cómo se lleva la campaña, de cómo se comporten los militantes, de cómo se hace la propaganda, de cómo se examinan los problemas principales depende el que se decida votar… Y votar con ilusión, con esperanza. Nosotros pedimos un voto que sea consciente, libre y que sea responsable. Que sepan por quién votan, por qué votan y para qué votan. Que examinen los programas y los valores que están detrás de esos programas. Yo creo que esta campaña puede ser muy decisiva si los votantes asumen su papel crítico, su papel responsable. Por ahora, todavía no se logra levantar el entusiasmo de la gente y su credibilidad. Es un gran desafío para todos los que están involucrados en la campaña política.


"YA BASTA DE SUFRIMIENTOS PARA EL PUEBLO"
XXXII ANIVERSARIO 1980 - 24 MARZO 2012