jueves, 14 de octubre de 2010

CAMBIOS EN EL ESCUDO DEL PAPA BENEDICTO XVI



12 de Octubre. Desde esta semana el escudo de Benedicto XVI que hay en la ventana del Palacio Apostólico luce un nuevo diseño. Todavía no se sabe si los cambios son definitivos, o si se trata sólo de una versión.

La parte externa del nuevo escudo se inspira en el escudo del papa Barberini, presente en el baldaquino de la Basílica de San Pedro.

Pero la principal diferencia respecto al anterior es que recupera la tiara, la triple corona de los pontífices que subrayaba la potestad de gobierno. Un símbolo presente en todos los escudos papales de los últimos siglos, incluido el de Juan Pablo II.

En el nuevo diseño no aparece la mitra episcopal que subraya la fraternidad con todos los obispos y la misión de enseñar a los cristianos.

Como son compatibles, es probable que se utilice uno u otro en función del tipo de ceremonia.




La tiara es una mitra de obispo de forma rígida y globular con tres coronas, cada una de las cuales posee un significado; si bien tal simbolismo ha variado con el tiempo. En un principio, las tres coronas representaban, respectivamente, la soberanía del papa sobre los Estados de la Iglesia o Estados Pontificios, la supremacía del papa sobre el poder temporal y la autoridad moral del pontífice sobre toda la humanidad. Más tarde, las tres coronas pasaron a simbolizar el orden sagrado, la jurisdicción y el magisterio del Romano Pontífice.